Hacer Pagos/ Pay Here

Búsqueda personalizada

Musica MP3

22 ene. 2016

Bodegueros a punto de perder su licencia de Alcohol

Bodegueros a punto de perder su licencia de AlcoholNUEVA YORK.- Los bodegueros que abastecen sus negocios comprando cervezas en tiendas como Costco y BJ’s,
están en riesgos de perder sus licencias de vender bebidas alcohólicas. Estos almacenes, que se definen como “wholesale clubs” cuando en realidad son grandes tiendas de ventas al detalle, no están autorizados para venderle a otros detallistas, como son nuestros bodegueros. Para abastecer legalmente a cualquier detallista de mercancía -como las bodegas- Costco y BJ’s deben estar registrados como “distribuidores”, y no lo están.
Por su parte, los bodegueros violan también la ley cuando se abastecen en tiendas que al igual que ellos están registradas como “detallistas”. En esta doble violación, y como casi siempre sucede: “la soga se rompe por el lado mas fino”. Efectivamente, la Autoridad de Licores del Estado de Nueva York (SLA) descubrió (mediante evidencia de un video secreto presentado por un denunciante) que estos “wholesale clubs” venden bebidas indiscriminadamente y en cantidades que superan la media de consumo de sus miembros. En lugar de multarlos -como lo hace con los bodegueros cuando violan la ley- lo que hizo fue llamarlos a una reunión para buscar una salida “conveniente” al impasse. Nótese aquí la discriminación: mientras nuestros bodegueros son hostigados constantemente, poniéndoles de carnada a colaboradores de SLA que parecen mayores de edad, a fin de que en la confusión los empleados de bodegas les “vendan bebidas o cigarrillos” sin pedir la identificación correspondiente; a estas grandes cadenas de venta al detalle los llaman a reunión para, con lo que ellos definen como “el mejor espíritu de competitividad”, buscarle una solución amistosa y conveniente. Por la primera violación de la ley, un bodeguero puede recibir multas desde $2,500 hasta $5,000, que se van escalonando con la reincidencia hasta producir la pérdida de la licencia, la quiebra comercial o mas que eso, perder el negocio en su totalidad. Está claro que la intención de la SLA es pactar con las grandes compañías, al tiempo que acogota a los pequeños bodegueros. Pero lo que más asombro produce, no es esta clara complicidad de la agencia oficial con las grandes cadenas sino, la forma cómplice y aleve con que preparan el escenario para cazar a los bodegueros como si fueran ratas de laboratorio. Ya es de conocimiento público el acuerdo a que llegaron las gigantescas tiendas con la SLA. Mediante este pacto, la SLA se compromete a no perseguir a los violadores de la ley (Costco y BJ’s), a cambio de que éstas reporten periódicamente a la Autoridad de Licores una lista de todos los bodegueros que compren cervezas en sus locales; y en consecuencia, ser perseguidos por la agencia. Para implementar esta parte del pacto SLA-Costco/BJ’s, los segundos deben colocar un pequeño letrero en sus locales, donde las cadenas de tiendas informan a sus socios que no deben comprar bebidas alcohólicas para revenderlas y que ellos (las cadenas), comunicarán de tales transacciones a la agencia estatal. Claro, que si usted les compra 100 cajas de cervezas a la semana, ellos lo declararán “cliente meritorio” y hasta es posible que le den un certificado de agradecimiento, mientras que por la espalda les clavan el artero puñal, al denunciarlos ante la SLA. Este es un caso de “doble estándar” en la actuación de frente a la ciudadanía, por parte de una agencia gubernamental que se supone debe hacer cumplir las leyes del Estado y muy especialmente la Constitución de la nación, que garantiza un trato igualitario para todos. Pero además, es un caso de “alta traición” por parte de las cadenas BJ;s y Costco, contra sus clientes (los bodegueros) que al mismo tiempo que les rinden grandes beneficios a dichas cadenas, solo reciben a cambio, la persecución gubernamental, porque ellas actúan como simples “soplones” de la SLA. Para decirlo en el lenguaje de las calles, Costco y BJ’s son “vulgares sapos”. Independientemente del supuesto ahorro que represente para los pequeños bodegueros comprar las bebidas en estas grandes cadenas, todos deben entender que se está poniendo en riesgo el bienestar de las mas de 100,000 familias que dependen directamente de la operación de estos negocios, que están en cada uno de nuestros vecindarios y que constituyen el centro de referencia y orientación mas eficiente para nuestra comunidad. Ramón Murphy, presidente de la Asociación de Bodegueros (ASOBEU), exhorta a los bodegueros a no comprar las cervezas en Costco o BJ’s, porque están poniendo en riesgo sus negocios. Les pide además que compren las bebidas alcohólicas en almacenes autorizados para venderle a los bodegueros; y les reitera que Costco y BJ’s no serán multados por el Departamento de Licor del estado de New York, pero si el bodeguero.
Publicar un comentario

Buscar