Hacer Pagos/ Pay Here

Búsqueda personalizada

Musica MP3

5 abr. 2017

Rusia: las muertes en Idlib fueron causadas por un ataque del régimen a un almacén de armas químicas


 El Ministerio de Defensa de Rusia dijo que un bombardeo del régimen sirio sobre un depósito de municiones tóxicas causó la muerte de decenas de personas en lo que ha sido descrito como un ataque con armas químicas en la provincia de Idlib.


Al menos 70 personas, entre ellos muchos niños, murieron el martes después de sufrir síntomas de la intoxicación por sustancias químicas, incluyendo espuma en la boca y asfixia. Aunque todavía no se ha confirmado, varios expertos médicos dijeron que las muertes parecían el resultado de un ataque con agente nervioso, como el sarín. La OMS confirmó que algunas víctimas presentaron síntomas de exposición a agente nervioso.
De acuerdo con un comunicado publicado este miércoles en la página del Ministerio ruso de Facebook, el ataque se dirigió contra "talleres, en los que se producía munición química" en las afueras de la ciudad de Khan Sheikhun.
Según el Ministerio de Defensa ruso, "terroristas habían estado transportando municiones químicas desde este gran arsenal al territorio de Iraq".
Activistas dijeron que el régimen sirio fue el responsable de las muertes, lo que llevó a las Naciones Unidas a reemplazar una sesión del Consejo de Seguridad prevista para este miércoles por la mañana por una reunión de emergencia.
El Ejército del presidente sirio Bachar al-Assad negó el uso de armas químicas y culpó a los rebeldes por las muertes.
Medios estatales sirios reportaron una explosión en una "fábrica de gas venenoso" en Idlib.
"Nunca en mi vida había visto algo así"
Testigos dijeron que el ataque y sus consecuencias fueron una pesadilla y algo distinto a todo lo que habían visto con anterioridad.
Feras al-Jundi, un médico que acudió a la emergencia en Khan Sheikhun, dijo a CNN que, al entrar en el hospital donde llegaron muchas víctimas, vio "muchas, muchas cosas atroces".
Dijo que familias enteras habían muerto, y también vio los cadáveres de los que habían perecido instantáneamente en el ataque, y también los últimos alientos de los que los equipos médicos no pudieron salvar.
"Nunca en mi vida he visto algo así", dijo a Christiane Amanpour de CNN.
"Era desgarrador".
Añadió que no vio a nadie que pareciera un combatiente entre los muertos.
Khaula Sawah, miembro de la Unión de Organizaciones de Atención Médica y Ayuda (OUSSM), dijo que su equipo de campo había informado de que, aunque aún no se puede confirmar de que utilizó gas nervioso en el ataque, en base a los síntomas de los pacientes, los médicos creen que sí se trata de algún tipo de agente nervioso.
"Los síntomas se desarrollaron rápidamente, en cuestión de minutos, incluyendo el enrojecimiento de los ojos, echar espuma por la boca, dificultad para respirar o asfixia", dijo a CNN.
"Los síntomas progresaron tan rápido que la fatalidad se produjo a los 10 minutos. Si no existieran los servicios de emergencia, la gente se moría".
Dijo que se había establecido un punto de descontaminación para las víctimas antes de llevarlos a Turquía para recibir tratamiento. Cincuenta de los heridos ya han sido reubicados en Turquía, dijo.
Los niños afectados
La agencia de la ONU para la protección de la infancia, UNICEF, hizo eco de llamados a la acción después de esta última atrocidad.
"Las imágenes de niños que mueren de asfixia en las calles de Idlib, Siria, a raíz de supuestos ataques de armas químicas, son tan horribles como desgarradoras", dijo el director ejecutivo de UNICEF, Anthony Lake, en un comunicado.
"Si se confirma, estos ataques deben hacer más que provocar nuestra indignación, deben obligar a la acción a los que tienen el poder y la capacidad de poner fin a esta violencia devastadora.
"Los hijos de Siria ya han sufrido demasiado, durante demasiado tiempo".
Condena internacional
Desde Washington, pasando pr Londres, a Jerusalén, líderes mundiales denunciaron el ataque aéreo, que si los reportes resultan ciertos, sería uno de los más mortíferos ataques químicos en Siria en años.
"El ataque químico de hoy en Siria contra personas inocentes, entre ellos mujeres y niños, es reprobable y no puede ser ignorado por el mundo civilizado", dijo el presidente de Estados Unidos Donald Trump, agregando que él cree que el ataque es una consecuencia de la debilidad y la indecisión del gobierno anterior. "El presidente Obama dijo en 2012 que iba a establecer una 'línea roja' contra el uso de armas químicas y luego no hizo nada".
El papa Francisco dijo este miércoles que está "horrorizado" tras ver los últimos eventos en Siria y deploró firmemente "la inaceptable masacre que tuvo lugar ayer en la provincia de Idlib, donde docenas de personas desamparadas fueron asesinadas, incluyendo muchos niños", dijo durante su audiencia semanal.
"Rezo por las víctimas y sus familias y apelo a las conciencias de aquellos que tienen responsabilidades políticas, a nivel local e internacional, para el fin de esta tragedia y que el alivio pueda llegar a ese querido pueblo, fatigado de la guerra desde hace tanto".
El senador republicano, John McCain, aparentemente se refirió al ataque de 2013 este martes, cuando le dijo a CNN: "Hemos visto esta película antes; cuando Barack Obama dijo que tendrían un línea roja, (el régimen) lo cruzó, y él no hizo nada. ¡Bachar al-Assad y sus amigos, los rusos, deben escuchar lo que dicen los estadounidenses!".
McCain pidió al presidente de EE.UU., Donald Trump que dijera que "vamos a armar al Ejército Libre de Siria, vamos a dedicarnos a sacar a Bachar al Assad, vamos a hacer que los rusos paguen el precio por involucrarse".
El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, describió los ataques como "inaceptables" e "inhumanos" e hizo un llamado al presidente de Rusia, Vladimir Putin, a que discutieran el suceso.
El secretario de Exteriores de Gran Bretaña, Boris Johnson, dijo que estaba "horrorizado" por los reportes de los ataques y culpó al régimen sirio.
"Aunque todavía no estamos seguros de lo que sucedió, esto tiene todas las señales de un ataque por un régimen que repetitivamente ha usado armas químicas", dijo Johnson en un comunicado y condenó el uso de estas armas.
En una conferencia este miércoles en Bruselas, Johnson dijo que no había "absolutamente nada que nos lleva a pensar que no fue el régimen" de al Assad.
El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, igualmente condenó el presunto ataque con armas químicas.
En una serie de tuits dijo: "Cuando vi fotos de los bebés sofocándose por el ataque químico en Siria, quedé conmocionado y furioso. No hay ninguna excusa para estos ataques deliberados a civiles y niños, especialmente con las crueles e ilegales armas químicas. Hago un llamado a la comunidad internacional a que cumpla su obligación de 2013 y finalmente saque estas armas de Siria".

Publicar un comentario

Buscar