Cabina y Whatsap 1(347)220-3548

3/10/2017

Qued贸 en coma en el parto de su hija, despert贸 siete a帽os despu茅s y al fin pudo conocerla


Danijela Kovacevic con Marija, su hija de siete a帽os a quien no conoci贸 hasta no despertar del coma en el que estuvo tras el parto
Hab铆a preparado su habitaci贸n con esmero. Toda la familia estaba pendiente de su embarazo y ya sab铆an desde hac铆a tiempo el nombre con el cual la llamar铆an. Pero lo que Danijela Kovacevic, de Serbia, no crey贸 nunca es que caer铆a en un profundo "sue帽o" que dur贸 siete a帽os antes de poder conocer a su hija, Marija, nacida en 2009.
Durante el trabajo de parto, Danijela experiment贸 un severa sepsis que envenen贸 su sangre. Quien por aquel entonces ten铆a 25 a帽os no pensaba que caer铆a en coma. Los m茅dicos, por su parte, nunca sospecharon que podr铆a despertar.
Danijela sufri贸 una sepsis durante el parto de su hija Marija. Permaneci贸 en coma durante siete a帽os. Ahora despert贸
Danijela sufri贸 una sepsis durante el parto de su hija Marija. Permaneci贸 en coma durante siete a帽os. Ahora despert贸
La mujer se convirti贸 en una de las pacientes que m谩s tiempo pas贸 en coma en Serbia. Pero no buscaba ning煤n r茅cord. S贸lo quer铆a conocer a Marija. Cuando abri贸 los ojos, los m茅dicos se mostraron sorprendidos.
"Son recuperaciones menores, pero Danijela est谩 mucho mejor que antes. Est谩 m谩s viva. Recuper贸 peso, tiene hambre, sonr铆e y reacciona", dijo su padre Djordje Kovacevic. Ahora, Danijela est谩 en una cl铆nica de PforzheimAlemania, para lograr una mayor recuperaci贸n. Los avances son paulatinos, pero sorprendentes. Ya puede sostener un bol铆grafo y hasta una tableta por sus medios.
Danijela, antes de la tragedia que cambi贸 por completo su vida
Danijela, antes de la tragedia que cambi贸 por completo su vida
Pero la familia enfrenta un problema: los costos del tratamiento. La mujer permanecer谩 tres meses en el centro m茅dico, lo que resulta escaso para su completa recuperaci贸n. Pero estar m谩s tiempo all铆 demandar铆a por lo menos 50 mil euros m谩s. Es por eso que sus amigos y allegados lanzaron una campa帽a para recaudar fondos.
Sorpresivamente, lo que m谩s engrosa el presupuesto no son los m茅dicos ni los enfermeros que dedican su tiempo a Danijela, sino los pa帽ales que debe utilizar, ya que a煤n no controla esf铆nteres.